NeurocienciaNeurociencia

Neuroimagen

En las últimas décadas y gracias a las nuevas técnicas, entre ellas la neuroimagen, el cerebro ha pasado de ser un gran desconocido a comprender mejor su complejidad y forma de interactuar con los diferentes órganos de nuestro cuerpo. Dos grandes aportaciones de los neurocientíficos Paul D. MacLean (1913–2007) y Roger Wolcott Sperry (1913-1994) que a partir de los años 50 contribuyen de forma significativa en los campos de la psicología y la psiquiatría.

MacLean nos aporta la teoría evolutiva del cerebro triuno; propone que el cerebro humano lo constituyen en realidad tres cerebros en uno: el Reptiliano, el Sistema Límbico y el Neocortex. La MFPS de Corman relaciona estos tres cerebros con el rostro, de forma que si analizamos éste en sus tres partes, podemos darle sentido de como interactúa cada cerebro en cada uno de nosotros.

La contribución de Roger Wolcott Sperry se centró en las funciones de los hemisferios del cerebro y el cuerpo calloso, encargado de conectar y traspasar información entre ambos hemisferios. Su descubrimiento se basa en que el cerebro tiene dos formas de pensamiento, en el derecho se procesan los procesos globales y el aparato gestáltico y en el izquierdo los procesos secuenciales y lineales. La MFPS nos permite determinar con un alto grado de exactitud, las funciones que se atribuyen a ambos hemisferios, desde la lógica a la intuición, desde lo analítico y/o concreto a lo sintético y holístico.

neuroimagen